Radio de los 60s

sábado, 9 de mayo de 2015

Sobrevivir

En mi entrada anterior te contaba mi tropezón. No puedo afirmar que lo haya superado, pero aquí estoy y no para llorar, desde luego. Muchos habéis pasado por esto y aún nos queda por pasar. Hay dichos populares que son muy sabios como es el caso de “mal de muchos, consuelo de tontos”. No es consuelo lo que necesitamos, no; podríamos aprender.
Mi “limpieza general” no ha sido tal y no podrá serlo mientras no salga de mi burbuja. No es que me falte voluntad de hacerlo, pero mis intentos no parecen dar resultados. Lo importante es plantearme lo que puedo hacer para que las cosas cambien. Está muy de moda señalar a los culpables, los otros: para una amiga, su madre; para los medios de comunicación, el viento o las inclemencias meteorológicas… Claro que la infancia nos marca y que los cada vez más frecuentes desastres meteorológicos juegan un papel importante, pero mi amiga o los otros, no resuelven nada señalando otros culpables; todo seguirá igual si no hacemos algo para remediarlo. Los traumas de mi amiga o los desastres serán cada vez más dañinos mientras no se resuelvan por mejores construcciones, por la drástica reducción del castigo que imponemos al universo…
Desde luego, la solución no está en dejarnos  carcomer por la desconfianza o por el rencor. Es muy grave que editoriales que presumen de subvenciones del ministerio de Educación y Cultura expresen aprecio por nuestras obras y pretendan que firmemos un presupuesto, que nos obliga al abono, antes de presentarnos el contrato. Bueno, pues eso es lo que hay. Sería muy bueno, lo he indicado ya, que hiciéramos públicas esas prácticas, al objeto de evitar esas amargas experiencias a otros.
Me parece muy bueno ver lo positivo. Ya he comentado que es mi disciplina diaria. Tengo que agradecer a los medios que publican mis artículos de opinión, tengo que mantener la oferta de uno por semana, tengo que continuar con la escritura de mi quinta novela, tengo que mantener vivo este blog, que seguir ofreciendo mi obra, en adjunto, a quien la solicite, tengo que concursar… Son pasitos, pero estoy aquí.

No hay comentarios:

Publicar un comentario