jueves, 12 de mayo de 2016

Nuestra cita cotidiana

Segunda y última despedida. Falta el final de mañana


Aún no estoy en capilla, es la una menos cinco, llueve sobre mojado y a zarpazos. No es hostil, pero, te cuento si te pilla en plena cuesta. No he conseguido ofrecerte las imágenes prometidas, pero las tendré y saldrá la obra, que adecentara este relato, en virtual. Podemos hacerlo con dignidad en Medina Sidonia y lo vamos a hacer bien. Todo es cuestión de acoplar las agendas. Eso está hecho. Pase lo que pase, he obtenido complicidad en Medina Sidonia, para hacerlo, es un plan b  porque  la Feria, los aguaceros, las desgracias, obligaciones, chismes e imprevistos, podrían arruinar la presentación de esta tarde, mi ruedo aquí y ahora. Diario de Cádiz me ha confirmado haber puesto una pequeña nota en la edición de hoy  y que si les mandamos información y fotos del acto, saldrá en Cultura. Todo depende de la corrida a las ocho: Ser y Cope se han comprometido a hacerme una entrevista… hay contactos s; ya no solamente se habla de de esta cita cotidiana en el blog. o en medios fuera de Andalucía, como lo has podido comprobar en este blog, estoy adquiriendo contactos con personas implicadas en los medios de comunicación gaditanos. Es un paso. Pase lo que pase en el ruedo, se va a hablar de esta mini blog novela, y saldrá con mucha dignidad y se halará de esta presentación. Es ya un lujo y confirmo que en Medina Sidonia si se quiere buscar se encuentra y yo nunca me he sentido tan arropado.
Está claro que en el Duque hay curro; son profesionales, pero han nombrado a Juanita como representante de la marca. Quiere hablar de sus vivencias  relacionadas con la vejez.
No está dicho que no reunamos los suficientes asistentes para tener un debate sobre el tema, en presencia del alcalde, que me parece un receptor y Gestor. Ché se ha comprometido con que tendremos una grabación y Falsaria, entre otros, se han comprometido a difundirlo.
¿Por qué no iba a funcionar? No hace falta tanto y desde luego  el video circulará  en la precampaña. ¿Qué más se puede pedir? Yo estoy disfrutando mucho, estoy escribiendo una mini blog novela y vamos a  hacer el montaje prometido: borradores  transformados en relato cuidado y con imágenes, editado de momento en virtual.
Todo eso ya es un tiempo bien gestionado y me doy por contento con el pasito, estoy preparado para meterme en la tormenta y estoy seguro  de que todo saldrá bien: creo en el alcalde, en Che, en la marca El Duque, en Simón, en Noelia y en la larga lista de personas y de proyectos que  he encontrado en Medina Sidonia y que figurarán en la edición definitiva. Siempre se encuentra, si se sabe buscar, en Medina Sidonia
Esta mini novela blog tiene un final feliz, como ocurre siempre en los cuentos de hadas y soy  feliz como una perdiz. Hay que verlo como el milagro que se produce en “Esto es un infierno”. No  pasa muchas veces, pero pasa, el milagro que une energías limpias en proyectos sostenibles.
Ahí estamos, ese grupo diverso que he mencionado en el blog,  Cada uno en su sitio, respetando el sitio del otro y bien avenidos.
Mañana te contaré, como epilogo, lo que pasará a las ocho de la noche. Podría ser un final aún más feliz y que se pusiera la  primera piedra, podría ser que el proyecto no tenga cabida en las agendas del alcalde. En este caso, como ya he indicado, considero que ya hemos dado algunos pasos  y que continuaremos planteando el proyecto. Yo pienso venir en invierno, ya estamos negociando un acuerdo con Iván, de forma que mi estancia no me suponga la sangría actual.