miércoles, 6 de julio de 2016

Mi artículo de hoy

“Como decíamos ayer”


Dejemos la celebridad y la solera de la frase; el escenario que nos ofrece la actualidad del proceso de gobernabilidad tras las Generales del 26 J evoca ese ritual: se repiten las mismas palabras, lo que cambia es la dramatización. Hoy miércoles nos dicen lo mismo que ayer martes y que el año pasado. Lo que cambian son el artificiero y los artificios. Me limitaré al caso de la II Guerra del Golfo; es una buena ilustración.


“El País” y “Público”  ponen la noticia en cabecera de portada en la edición virtual de la tarde:Pincha en "El País"    Pincha en "Publico" I Pincha en "Público" II

“El Diario.es” lo destaca menos, aparece en la mitad inferior de la portada, pero profundiza más Pincha en "Diario.es" I Pincha en "Diario.es" II

Estos artículos nos cuentan algo que ya nos habían contado ayer, hace un año y lo seguirán contando hasta que la ONU resuelva sus asignaturas pendientes, empezando por la creación y garantía del Estado de Palestina. Siempre  nos dicen lo mismo: se han cometido gravísimos errores.  Nada más; nadie se plantea para qué sirve ONU por qué nos cuesta tan cara o por qué nos cae la que nos cae. Encima nos meten miedo con los atentados de DAES. Es como en la época de Franco: tenemos que leer entre líneas. Como decía ayer Pincha para leer "El discurso de la arrogancia"  y lo tendré que repetir hasta que comprendamos que nuestro enemigo no es la institución sino lo que el “discurso de la arrogancia" hace de ella.